El Día mundial de la Propiedad Intelectual

Home Pólemos El Día mundial de la Propiedad Intelectual
El Día mundial de la Propiedad Intelectual

Moisés Rejanovinschi Talledo

Abogado PUCP. Magíster en Derecho de la Propiedad Intelectual y de la Competencia por la misma casa de estudios. Docente PUCP en la Maestría de Derecho Propiedad Intelectual y de la Competencia, en la Facultad de Derecho y en el Programa de Segunda Especialidad de Protección al Consumidor. Docente de la Facultad de Derecho de la Universidad Continental. Árbitro de Consumo nombrado por la Junta Arbitral de la Sede Central del Indecopi. Asesor en temas de Derecho de la Competencia y Propiedad Intelectual.

La Propiedad Intelectual permite un desarrollo económico y social[1]. Económico pues el titular del derecho inmaterial se beneficia por el uso de su propiedad;  a su vez social pues incorporan soluciones inmateriales que  benefician a la comunidad, brindan información al público,  y aumentan el patrimonio cultural.

Así tenemos que las patentes son invenciones que brindan soluciones técnicas a problemas técnicos[2], como la pantalla táctil de los celulares que nos permite ampliar imágenes. Esto, con determinadas diferencias, era algo exclusivo que atestiguamos en películas de ciencia ficción. Por ejemplo, el agente Deckard en Blade Runner utilizar la ampliación de imágenes en un televisor para “retirar” a los Replicantes, y el capitán Anderton aumenta determinados campos de las visiones de los Precogs  para evitar un crimen en Minority Report. Las patentes brindan un derecho de exclusiva al titular y posteriormente, al transcurrir un plazo de 20 años luego de la presentación de solicitud[3], entran en dominio público.

En el ámbito de los Signos Distintivos las marcas permiten diferenciar productos y servicios de sus competidores en un mercado determinado. Así tenemos diversos símbolos que distinguen electrodomésticos, servicios educativos, editoriales jurídicas, prendas de vestir, juguetes, entre otros productos y servicios. Las marcas también benefician a los consumidores ya que, mediante la función indicadora de la calidad, les transmiten información acerca del producto o servicio, creando una confianza que estas características se mantendrán o eventualmente esta calidad puede incrementarse[4].

Finalmente, en el Derecho de Autor se aumenta el patrimonio cultural, pues se crean nuevas obras y así se incrementa nuestro legado. Tan importante es la vinculación del patrimonio cultural y derecho de autor que, a manera de ejemplo el Decreto Legislativo 822 ha señalado que el derecho de paternidad (reconocer al autor como tal) y el derecho a la integridad (que el autor se oponga a cualquier modificación de su obra) son perpetuos, y pueden ejercer su defensa los herederos del autor, el Estado, sociedades de gestión colectiva o cualquier persona con legítimo interés[5].

Cada 26 de abril se celebra el día mundial de la Propiedad Intelectual, en conmemoración al día que entró en vigencia el convenio de creación de la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual, y con la finalidad de promover esta rama de derechos inmateriales.  De acuerdo al portal de la OMPI fue el año 2000 en el que los Estados Miembros de esta organización internacional eligieron esta fecha conmemorativa[6].

La OMPI ha establecido diversos temas como eje de cada celebración. En el año 2018 tuvimos la importancia del rol de la mujer en la propiedad intelectual[7], y el 2019 la vinculación con el deporte[8]. En el rol de la mujer se puede citar autoras de culto como J.K Rowling o Ursula K. Le Guin, o Carlita Rex Doran en el ámbito de las invenciones [9]. A su vez, un ejemplo de la vinculación de la propiedad intelectual con el deporte la tenemos en los wearables – como un smartwatch –  y también  con una aplicación instalada en nuestros celulares podemos evaluar nuestra performance al correr: cantidad de distancia, tiempo, calorías quemadas, velocidad promedio. La aplicación para distinguirse de otras puede defenderse como un signo distintivo, y el software mediante derecho de autor.

Una fecha vinculada es el Día Mundial del Libro y del Derecho de Autor, en el ámbito de la UNESCO, que se celebra cada 23 de abril, y de acuerdo a esta entidad este día coincide con la desaparición e Shakespeare, Cervantes y Garcilaso de la Vega, y sirve para rendir homenaje a los libros y autores[10].

La Propiedad Intelectual aparece de manera más frecuente en nuestro día a día. Pensemos en cómo nos transportamos al trabajo, al centro de estudio o a cualquier otra parte. Utilizaremos transporte público o privado, y los vehículos tienen diseños industriales protegido dentro del ámbito de las invenciones, patentes, signos distintivos. También encontraremos aplicaciones de servicio de taxi pueden protegerse por derecho de autor. Este ejercicio lo podemos extender en imaginar qué productos escogemos para comer, o a qué restaurantes vamos: muchos de ellos protegidos por signos distintivos. De igual manera, cómo interactuamos en el mundo de las redes sociales: qué publicamos, qué compartimos, qué leemos. Los textos y obras musicales son protegidos por el Derecho de Autor siempre que cuenten con originalidad.

Diversas plataformas reinventan la propiedad intelectual. Al incluir una obra musical en el lanzamiento de un trailer de una película, o en la misma obra audiovisual, la canción puede nuevamente recobrar vigencia. Por ejemplo, luego de estrenarse la película Bohemian Rapsody la canción del mismo nombre de la película estuvo en el puesto 14 del Top 50 Global de Spotify. Adicionalmente, se incrementó la preferencia de la obra musical I think we´re alone now de la intérprete Tiffany luego de ser incluida en la serie The Umbrella Academy de Netflix[11]

El día de la propiedad intelectual nos sirve, primero, para celebrar las ventajas del conjunto de derechos inmateriales, también para difundir el esfuerzo intelectual, y contribuir en nuestra formación constante de abogados. Adicionalmente debe servirnos para reflexionar en cuánto contribuimos con el desarrollo y la defensa de la Propiedad Intelectual.

Así en el ámbito jurídico de la promoción de la propiedad intelectual y la contribución con la formación de los abogados mencionamos la novela Los litigantes de John Grisham, o algunos capítulos de la serie Black Mirror, en los cuales pueden vincularse el derecho de la seguridad y salud de los consumidores, o la interacción de éstos con plataformas sociales. También las obras de Teatro Tinta o El Monstruo de Armendariz plantean teorías acerca de intereses contrapuestos en la independencia peruana, o la sentencia de pena sin muerte sin medios probatorios suficientes. En el caso de películas en La Red Social, además de las controversias internas entre los implicados de esta plataforma, nos permite identificar la diferencia entre tener una idea y la forma en la que ella se plasma, correspondiente a la rama del Derecho de Autor.

En cuanto a la reflexión por el día de la Propiedad Intelectual el Perú se encuentra en el puesto 63 en Ranking de Competitividad Global 2018 del World Economic Forum; sin embargo, en la protección de la Propiedad Intelectual nos encontramos en el puesto 121 de 140 países[12]. Este dato no debe desalentarnos sino que debe servirnos para mejorar y evolucionar nuestro enfoque en el ámbito en que nos encontremos: sea como titulares o creadores o sus representantes, como usuarios, o como operadores jurídicos que resuelven controversias en estas materias, o contribuir a la misma mediante la asesoría legal.

Finalmente para que logremos el desarrollo económico y social debemos pasar de importadores de contenidos a ser creadores de los mismos e impulsar su defensa.


Referencias

[1] Rejanovinschi Talledo, Moisés. “El “juez andino” en temas de propiedad intelectual: aplicación en el ámbito peruano”. En: Derecho PUCP No. 74, 2015, p. 130

[2] Organización Mundial de Propiedad Intelectual – OMPI. Inventar el futuro. Introducción a las patentes dirigida a las pequeñas y medianas empresas, 2005, p. 4

[3] Decisión 486, artículo 50.

[4] FERNÁNDEZ – NOVOA, Carlos. 1978. “Las funciones de la marca”, En Actas de Derecho Industrial, Universidad Santiago de Compostela, No. 05. P. 46.

[5] Decreto Legislativo 822. “Artículo 29. En resguardo del patrimonio cultural, el ejercicio de los derechos de paternidad e integridad de las obras que pertenezcan al dominio público corresponderá indistintamente a los herederos del autor, al Estado, a las entidades de gestión colectiva pertinente o a cualquier persona natural o jurídica que acredite un interés legítimo sobre la obra respectiva”

[6] https://www.wipo.int/ip-outreach/es/ipday/ consulta: 06.04.19

[7] https://www.wipo.int/pressroom/es/articles/2018/article_0003.html consulta: 30.11.18

[8] https://www.wipo.int/ip-outreach/es/ipday/ consulta: 19.03.19

[9] La primera es creadora de la Saga de Harry Potter.  La segunda conocida autora del género de ciencia ficción. Entre sus obras se pueden citar La rueda celeste, La mano izquierda de la oscuridad. Carlita Rex Doran es inventora de un combustible. La descripción de sus aportes se pueden revisar en el siguiente enlace. https://www.wipo.int/ipadvantage/es/articles/article_0136.html consulta: 07.03.19

[10] https://es.unesco.org/commemorations/worldbookday  consulta: 06.04.19

[11] En el caso de Bohemian Rapsody conforme a captura de pantalla de la plataforma Spotify del 07.11.18. En el caso de la intérprete Tiffany la canción mencionada tuvo más de 38 millones de oyentes, conforme captura de pantalla de la plataforma Spotify del 19.03.19.

[12] http://www3.weforum.org/docs/GCR2018/05FullReport/TheGlobalCompetitivenessReport2018.pdf consulta: 06.04.19.

Leave a Reply

Your email address will not be published.